jueves, 12 de febrero de 2009

UN AÑO DE ACTIVIDADES


Martes 12 de febrero de 2008 / Archivos arbitrarios

Comenzamos un nuevo proyecto con las mejores intenciones de extender las fronteras de lo poético. Que nuestras palabras aspiren a nuevos horizontes. Este encuentro de voces se realiza dedicado a todos aquellos que no creen en la palabra, para que tengan muy presente que no los necesitamos. Para refrendar nuestra condiciòn de vividores y oficiantes, para recordar que no son necesarias las grandes audiencias sino los grandes escuchas, para los que ven en esto un torpe aleteo que nada de cierto tiene sino la nostalgia: a ellos, porque nunca han sido iluminados por los versos, e ignoran que en el fondo somos esencialmente un ensayo.

Agradecemos a nuestros futuros colaboradores...


Fabián Rivera / Fernando Trejo
[Guías espirituosos de Poeticárbitraria]


Justo hace un año que comenzamos esta aventura electrónica, de la mano de la literatura y la tecnología, para llevar a todos nuestros [hipotéticos] lectores una poca de poesía a sus pantallas, tratando de penetrar su intimidad literaria y poseer sus cerebros avezados y poéticos.

Ya, sin tanto choro, hoy cumplimos un año de actividades y estamos agradecidos con todos y cada uno de nuestros colaboradores, quienes amablemente comparten su labor poética con este espacio, tanto la banda local como la banda de otros lares, demostrando una vez más que la poesía tiene cabida en todos los espacios, y que todos los espacios tienen un huequito en su alma para algo de poesía.

A todos gracias nuevamente por un año de trabajo y compañía: Chiapas, México, España, Argentina y próximamente CentroAmérica, lejanos camaradas que señalan a la vida desde sus propias trincheras, un abrazo para todos !!!

2 comentarios:

BotayFalda dijo...

...Y los que faltan!

feliz cumpleancia al proyecto!

un saludo
alonso.

EL PÁVIDO NÁVIDO dijo...

No, pues que a toda madre. Muchas felicidades cabrones, saquen las caguamasssssssssssssssssssssssss
Besos y copas
El P.N.

Artes poéticas

Revista La Otra